16 julio, 2024

Es agradable ver cómo un género tan sobado como el de los metroidvania aún puede dar juegos originales. Un equipo formado por doce entusiastas de Hollow Knight han desarrollado su propia visión de un mundo lleno de criaturas retorcidas corriendo y saltando por laberintos. Y les ha salido francamente bien. El nombre de esta curiosa obra es Biomorph y os cuento cómo se juega.

Ahorra un 10% en BIOMORPH en Steam (steampowered.com)

Biomorph Gameplay primera hora

Mundo triste

Los canadienses Lucid Dreams Studio han parido este título que mezcla ideas y conceptos tan variados como los gráficos dibujados a mano, la estética emo, la progresión propia de un metroidvania y la colección de monstruos. Todo adornado con una historia que comienza con la más que típica amnesia del protagonista y se desarrolla a partir de las historias que nos cuentan los personajes secundarios que vamos encontrando.

La narrativa de Biomorph se desarrolla en un mundo lleno de tristeza, en el que todo aquel que nos encontramos ha perdido algo o a alguien. Una civilización entera que se encuentra perdida por algo que apenas se ve en el horizonte de la historia. Nuestro protagonista, Harlo, es un monstruito que tiene largas conversaciones con sus manos, llamadas Zeky y Eny, mientras intenta recordar trozos de su pasado. Desesperanza y olvido en un universo que se asemeja al creado por Hidetaka Miyazaki en Dark Souls, aunque con un fondo biomecánico propio de la serie Doom o de una película de Cronenberg.

A modo de contraste, dentro de este terrorífico mundo lleno de pesadumbre también tendremos tiempo para misiones como la de buscar los gatitos fugados de casa de Mémé. Todo un contraste dentro de la ambientación oscura de Biomorph, aunque encaja sin muchos problemas.

Un mundo detallado

Lo que no me llega a encajar de la misma forma, y esto sé que es algo personal, es el apartado gráfico. Hay que reconocer que el trabajo realizado por sus creadores es una barbaridad. Cada personaje y enemigo tiene su propia personalidad, así como un trabajo de animación realmente abrumador.

Biomorph cuenta con animaciones hechas de forma tradicional para sus escenas de historia y también para todo lo que vemos a lo largo de la partida. Todo luce francamente genial, con tonos apagados y tristes que cuadran perfectamente con la ambientación y lo triste que es la historia que se nos cuenta. El problema, y repito que esto es sólo mi punto de vista, es que no deja de tener un aspecto de dibujo animado cuqui.

Pese a que el diseño de personajes pretende ser escalofriante, no puedo dejar de verlos como seres abrazables sacados de un juego de Kirby, lo que me saca del trasfondo tan pesaroso. Está claro que no es un arte destinado a todo el mundo, pero el amor y dedicación están ahí, en cada rincón del juego. Son innegables el esfuerzo y la imaginación de esta gente.

Kirby asesino

Lo que hace que Biomorph se diferencie de otros metroidvania es que su protagonista es capaz de absorber a sus enemigos y transformarse en ellos. Pero esto no es un juego de Nintendo, así que no basta con absorberlos como Kirby. Harlo prefiere chapotear en los restos de sus rivales para poder convertirse en ellos. Vive en su piel y utiliza sus habilidades hasta que decide soltarlos o llega al límite de la pantalla, donde se ve obligado a soltarlos.

Cuando ha tomado el cuerpo de un tipo de monstruo unas cuantas veces, Harlo será capaz de transformarse en él sin necesidad de tocar su cadáver. Aunque sólo podrá llevar tres de esas transformaciones al mismo tiempo. Las habilidades que nos dan estos monstruos nos sirven tanto para desbloquear el mapa como para facilitarnos algunos combates.

Los jefes finales recuerdan a los de la serie Mega Man, son difíciles de matar hasta que aprendemos sus patrones y aún entonces si jugamos siendo Harlo tendremos que estar atentos a cada envite del bicho si no queremos morder el polvo. E igual que en la serie del bombardero azul, si atacamos al boss con un monstruo en concreto el combate será mucho más fácil.

En resumen

Biomorph es un metroidvania diferente que merece la pena probar si estás un poco cansado de tanto clon de Symphony of the Night y Blasphemous que surge en Steam. Tiene algunas asperezas, algún pico de dificultad demasiado alto y un aspecto visual que no encajará con todo el mundo (o sí). También un mundo siniestro lleno de personajes curiosos que conocer y enemigos finales que ponen las cosas más que interesantes.

Te gustará si:

  • Quieres amenizar la espera de Silksong con un metroidvania distinto.
  • Te gusta buscar gatos que se han escapado de casa.
  • Te gustan los retos justos.

No es para ti si:

  • Su aspecto no va contigo.

He jugado Biomorph gracias al código enviado por Lucid Dreams Studio a través de KeyMailer.co.

By Ché Sáez

Maestro del hipérbaton, señor de las bestias, inventor del humor sin gracia, dixlésico y taaa...rtadmudo.

Related Post