12 junio, 2024

Relatan el caos de Redfall en su desarrollo

Mira qué bonito es el Caos de Redfall

Jason Schreier acaba de publicar en Bloomberg un nuevo reportaje sobre el desarrollo y caos de Redfall. Lanzado a principios de mayo, el juego de disparos en primera persona cooperativo de mundo abierto tuvo una acogida desigual entre la crítica y los aficionados, que se sintieron decepcionados por el último trabajo de Arkane Austin, un estudio con una reputación intachable hasta entonces.

Partida a Redfall en Xbox Series X - www.XboxManiac.es

Incluso el CEO de Microsoft Gaming, Phil Spencer, comentó el decepcionante lanzamiento, asumiendo toda la responsabilidad y prometiendo que la desarrolladora trabajaría para mejorar Redfall.

¿Por qué ha fracasado Arkane esta vez? El informe de Bloomberg intenta responder a esa misma pregunta. Según las fuentes anónimas citadas en el artículo, la cúpula de Arkane Austin (que había lanzado el aclamado por la crítica y algunos más, pero financieramente fallido, Prey en 2017) decidió seguir el acuerdo no vinculante con ZeniMax de desarrollar juegos como servicio para mejorar la monetización.

Sin embargo, el informe sobre el caos de Redfall afirma que muchos desarrolladores de Arkane encontraron confusa la dirección del título. No estaban preparados para crear un juego multijugador, ni se sentían muy inclinados a hacerlo. Además, las cambiantes referencias que imponían los responsables de Arkane Austin hacían difícil hacerse una idea de lo que sería exactamente el juego.

Otro gran problema que subraya el informe es la constante falta de personal de Arkane Austin durante todo el desarrollo de Redfall. La oficina tejana albergaba a menos de cien empleados y las fuentes afirman que, al final de la producción del juego, más del 70% de los que habían trabajado en Prey ya no estaban en AA.

Por otra parte, encontrar sustitutos versados en juegos multijugador era complicado. Tanto por la ubicación del estudio como por el hecho de que Redfall aún no se había anunciado. Así que la mayoría de las nuevas contrataciones seguían atraídas por el trabajo anterior realizado por el estudio en el género de la simulación inmersiva.

Fracaso y caos de Redfall

El informe termina citando la esperanza que despertó en parte del personal la adquisición de ZeniMax por parte de Microsoft por 7.500 millones de dólares. La gente de Arkane Austin esperaba que Microsoft cancelara o reiniciara Redfall como juego para un solo jugador (como ha hecho BioWare con el nuevo Dragon Age). Aun así, Microsoft se mantuvo al margen y el juego siguió su trayectoria.

En el análisis de Redfall contábamos esto, por si no quieres leerlo entero:

Lo que hemos jugado ha sido poco satisfactorio. Se trata de un modo cooperativo en el que solo quien alberga la partida consigue registrar los progresos. Hay detalles que están bien, como que muchas cosas que recoge un jugador se añaden también a los demás. Esto evita discusiones típicas desde los tiempos del Gauntlet. Con hasta cuatro jugadores por partida, el juego permite mezclas entre PC, Xbox Series X|S y la nube. Aunque la interfaz en ordenadores no ayuda mucho a saber qué pasa, apenas hemos tenido problemas más allá de algún micrófono que no funcionara. Pero se arregló saliendo y volviendo a entrar al juego. Como experiencia, ya se sabe que cualquier cosa se disfruta más con amigos. Aunque tampoco es que en este caso suponga algo imprescindible, en la línea con el resto de un título al que le faltan demasiadas cosas para ser una experiencia destacable.

By XboxManiac

XboxManiac es la comunidad de Xbox más veterana de España, con las máquinas de Microsoft en vena desde 2001.

Related Post